BLOG

25-04-2016

Mujeres Trabajadoras

¿Te viste obligada a dejar tu profesión para cuidar a tus hijos? ¿Tienes empleo pero se te ha dado por abrir un negocio propio? ¿Deseas un ingreso adicional?

Hay una buena noticia: el mundo entero está entrando en una tendencia mundial en la cual, es posible trabajar desde tu propia casa, realizando alguna función específica para alguna corporación, ofreciendo servicios para pequeñas empresas o profesionales independientes, vendiendo por catálogo, realizando un micro emprendimiento, o trabajando en una franquicia digital.

Muchas empresas encuentran grandes ventajas en contratar personas que trabajen desde sus casas, pues les permite ahorrar en costos fijos como renta de inmuebles, luz, teléfono y prestaciones laborales a empleados tradicionales. Y las mujeres de hoy en día, muchas veces se ven tentadas a probar esta metodología de trabajo.

Levantarse temprano, preparar el desayuno, dejar los chicos en el colegio, ir a trabajar y volver muy cansada ya no es una idea deseada por las mujeres del siglo XXI. Nosotras preferimos manejar nuestros tiempos, estar más con nuestra familia y disfrutar un café con amigas mientras trabajamos desde la comodidad de nuestra casa.

Además el deseo de ser nuestras propias jefas y reducir el estrés, o simplemente tener un ingreso extra, resulta muy tentador.

Existen trabajos que se adecuan a todas estas necesidades, que no requieren estudios avanzados y por sobre todo, no requieren de un cuantioso capital para empezar.

Las ganancias provienen de las ventas generadas por vos mismo y del trabajo que hagas desde tu casa, tu esfuerzo es premiado y eso incentiva a seguir trabajando.  Hay empresas que ofrecen capacitación, incentivos, premios. Si estás buscando una oportunidad de negocio, ¿por qué no pruebas esta alternativa?. Muy probablemente encontrarás algo que sea de tu agrado y que te proporcione los ingresos que requieres.

Según la profesión u oficio, capacidad,  tiempo y entrenamiento personal, siempre es posible plantearse la posibilidad de desarrollarse profesionalmente sin salir de casa, claro, siempre y cuando se cuente con determinación y autodisciplina. ¡Lo importante es empezar!

 

FUENTE: http://www.nosotros2.com/



Compartir